Uniforme escolar, ¿sí o no?

De color, liso, estampado, corto, largo, el uniforme escolar se usa hace siglos y hoy en día, ya nos acostumbramos a verlo en niños y adolescentes de escuelas tanto públicas como privadas, pero ¿realmente sabemos su importancia y por qué sigue tan vigente en la actualidad?

Como todo tema controversial, el uso de uniforme escolar tiene adeptos y detractores, que sostienen con argumentos consistentes sus posturas. Si todavía no sabes de qué lado te encuentras, vamos a repasar las principales razones de cada bando para ver de qué lado de la mechas te encuentras.

Si para el año siguiente te toca comprar zapatos escolares e indumentaria para que los chicos arranquen de punta en blanco el año lectivo, recuerda que es mucho más que una mera vestimenta.

Seguramente pocas veces te detuviste a pensar qué importancia tiene el uniforme escolar en la etapa de los alumnos, y aunque parezca insólito son varias las razones tanto a favor como en contra de esta norma que cada vez más colegios adoptan.

Veamos algunas razones a favor del uso de los uniformes escolares y en contra para que puedas sacar tus propias conclusiones, si es que aún no lo has hecho.

Defensores del uniforme escolar

Ahorro de tiempo: Si las mañanas cuestan en tu familia, y suelen hacer la rutina a las corridas, los zapatos escolares y la indumentaria reglamentaria de la institución pueden ser de gran ayuda para aprovechar mejor el tiempo, sin tener que perder minutos pensando qué ponerse, que además puede ser una tarea que genera bastante estrés, y nadie quiere arrancar el día tensionado.

Mejora la productividad: El uso de uniforme escolar chile colabora a incrementar la concentración de los alumnos, ya que genera un ambiente académico formal libre de distracciones.

Previene faltas de disciplina o competencia: Cuando los chicos usan uniforme y zapatos escolares juveniles específicos,se evita que vistan ropa que ofenda o genere conflicto.

Genera pertenencia: Los alumnos pueden sentirse identificados con su colegio y mostrar con orgullo que pertenecen a determinada institución.

Fomenta la creatividad: Si bien hay quienes dicen que la coarta, los defensores de la venta de uniformes escolares sostienenque estar todos los alumnos vestidos de la misma forma es una excelente oportunidad para expresarse de otra forma que no sea la apariencia.

Evita la competencia: El uso del uniforme reduce considerablemente las comparaciones entre los chicos, lo que ayuda a reforzar su autoestima y confianza.

Incrementa la seguridad de los estudiantes: Parándonos del lado de la escuela, el uso de uniformes y zapatos escolares mujer permite identificar con mayor facilidad a sus alumnos durante viajes o excursiones. 

Publicidad para el establecimiento educativo: También viéndolo desde la órbita de la escuela, el uniforme es una forma de hacer publicidad no tradicional por las calles, generando una identidad de la marca, y una asociación a ciertos valores.

Prepara el terreno laboral: Tanto las vestimenta, como los zapatos escolares oferta pueden servir como un adelanto de la carrera profesional en el caso de aquellos trabajos que requieren un uniforme especial.

Puede generar ahorro de dinero: Si se encuentran alternativas o se hace un círculo de herencia entre familiares, el uniforme, al contrario de lo que se piensa, puede hacer ahorrar a los padres una gran suma de dinero. Generalmente son prendas que están confeccionadas especialmente para durar mucho tiempo, por lo que no supone un gasto notable.

Detractores del uniforme escolar

Si bien los argumentos a favor son totalmente válidos, escuchemos la campana de quienes no están de acuerdo con el uso del uniforme en la escuela.

Inhibe la expresión de los chicos: Quienes manifiestan estar en desacuerdo con el uso de zapatos escolares hombre y determinada vestimenta obligatoria,sostienenque limita a los alumnos, ya que la forma de vestir es fundamental para demostrar y forjar su personalidad.

Genera un gasto de dinero innecesario: Los uniformes no suelen ser accesibles, y al no tener oportunidades de buscar alternativas, hay quienes lo ven como un gasto y no como una inversión.

Evita la expresión: La tienda de uniformes escolares ofrece un mismo atuendo para cadainstitución con poca flexibilidad, por lo que impide que los chicos se expresen a través de su forma de vestirse. 

Causa incomodidad: Generalmente los uniformes están hechos de telas poco confortables y esto es una verdadera pesadilla para los alumnos, sobre todo pensando en que tienen que usarlo muchas horas obligatoriamente. No siempre son adecuados para el tipo de clima o la movilidad que requieren los chicos.

Pérdida de tiempo: Quienes no están de acuerdo con el uso del uniforme, aseguran que una de las razones es el tiempo innecesario que se le dedica para constatar que se cumpla con el uso del uniforme, restando así horas de clase.

No asegura la mejora del rendimiento: Este grupo de personas no aboga la teoría de que el uso de cierta vestimenta obligatoria, impacte positivamente directo en la productividad de los alumnos, sino que esto depende de otros factores.

Retrasa la madurez: Sostienen que no poder tomar la decisión de vestirse como quieran a modo de expresión, puede generar en los chicos trabas a futuro en su personalidad.

Dicho todo esto, ¿de qué lado te encuentras?